Cuidando a tus cobayas en invierno

Los meses más fríos pueden ser un buen descanso del calor del verano para nuestros peludos amigos, sin embargo, no debemos pensar que no hay nada de qué preocuparse. El invierno puede traer una variedad de problemas a nuestras queridas cobayas, como afecciones de la piel y respiratorias; El comportamiento también puede verse muy afectado. Aquí te daremos algunos consejos útiles sobre cómo cuidar a tus cobayas en invierno.

Compañerismo y Comportamiento

Las cobayas nunca deben mantenerse solas; Son criaturas sociales que dependen de la compañía de su propia especie, especialmente para sentirse cómodas y cubrir sus necesidades de comunicación. Vivir en parejas o en grupos pequeños les ayudará a sentirse bien durante todo el año, no solo durante el invierno. Las mejores compañías son: un par de machos, un macho castrado con una o más hembras, o dos o más hembras. Ponte en contacto con tu asociación/centro de rescate y adopción local para obtener más consejos sobre el emparejamiento. MUY IMPORTANTE: Las cobayas nunca deben alojarse con conejos, a pesar de las creencias y prácticas tradicionales.

Los espacios limitados pueden causar hostilidad.

Durante los meses de invierno, las cobayas inevitablemente pasan más tiempo en sus madrigueras al aire libre o en sus jaulas, casitas o recintos si las mantienes en en el interior de tu casa. Las cobayas, tanto machos como hembras, pueden convertirse en territoriales; Los problemas de comportamiento o peleas son a menudo más comunes durante este tiempo. Comportamiento como el rechinar de los dientes, abrir la boca mientras se levanta y muerde son todos signos de hostilidad y de una posible ruptura de la convivencia. ¡El espacio es clave!

Mantenerlos en grandes y espaciosas madrigueras o jaulas/recintos interiores con varias casitas o lugares donde esconderse o correr ayudará. Las cabañas y túneles ayudan a prevenir el comportamiento territorial. También incentivan el comportamiento natural de correr a través de largos túneles y entre la hierba como lo harían en sus hábitats naturales.

Alojamiento y ropa de cama

Alojar a tus cobayas en el interior de tu casa durante el invierno o durante todo el año, es una forma fantástica de mantenerlos calientes y felices. También te ayudará a detectar y prevenir cualquier signo de mala salud o problemas de comportamiento. Sin embargo, recuerda que todavía requerirán “corretear por en el suelo” y también tener acceso al césped y la hierba de vez en cuando.

Hay muchas jaulas de interior para cobayas disponibles, sin embargo, lamentablemente, muchas son demasiado pequeñas. El tamaño mínimo para dos cobayas debe ser de 120cm x 60cm. Lo ideal sería 150cm x 60cm ó 180cm x 60. También puedes usar vallas o paneles divisores para crear recintos. Utiliza casitas, túneles, juguetes y tu imaginación. ¡Algunas de las mejores viviendas para cobayas están hechas en casa!

Si no puedes alojarlas en el interior, es vital que tu “cobayera” esté preparada para el invierno, que sea segura contra los depredadores y le hagas un buen mantenimiento durante todo el año. Debes limpiar la cabina semanalmente y asegurarte de que esté seca antes de agregar el lecho o cama. También asegurarás cualquier unión frágil con tornillos. Lo ideal es llevar el cobertizo a una caseta grande al aire libre. Una ventana es esencial para que entre la luz natural, y si usas también la caseta para almacenar cosas, los productos químicos o máquinas que producen humo deben estar en otra parte de la edificación.

Mantén a tus cobayas secas

Mantener la “cobayera” seca es clave para la salud de tus cobayas; Las condiciones húmedas o mohosas pueden causar afecciones respiratorias y fúngicas (hongos), que pueden resultar fatales para las cobayas. Las almohadillas calefactoras sin cables son ideales para el invierno. Se pueden colocar un par de estas en su jaula o recinto durante la noche para brindarles un lugar cálido para que descansen.

Es muy importante proporcionarles a tus cobayas casitas con tela de lana o mantas para que se acurruquen y colocarlas dentro del recinto o jaula interior. Los transportines de plástico pequeños para gatos con mantas de lana o toallas en su interior son también lugares encantadores y acogedores para tus cobayas.

Evitar el uso de virutas de madera

El lecho o cama también es excepcionalmente importante. Las virutas de madera son uno de los peores productos que puedes usar para tus cobayas, a pesar de las creencias y prácticas tradicionales; Estas virutas puede humedecerse y causarles problemas de hongos, así como problemas respiratorios. También suelen contener parásitos, como los ácaros de la piel, que causan mucho malestar a las cobayas. Una solución simple, pero perfecta, es colocar una capa gruesa de periódico en la base y cubrirla con una capa gruesa de heno de buena calidad Esto permitirá a tus cobayas comer la dieta más saludable y también acurrucarse en una cama segura. Otra opción más adecuada es comprarles Back2Nature que es un lecho higiénico de papel reciclado especialmente diseñado para roedores (lo encontrarás aquí en nuestra tienda online junto a otros lechos naturales recomendados). Este lecho cuenta con un gran poder de absorción y evita los malos olores, también es perfecto para mantener a tus cobayas secas, calientes y sin problemas de piel.

Alimentación de tus cobayas y gestión del agua

Para ayudar a mantener a tus cobayas saludables en el invierno, es importante que mantengan una dieta saludable. El heno de prado verde de buena calidad debe representar el 85% de su dieta; ¡Deben comer su peso corporal en heno todos los días!

Si las cobayas están en el exterior asegúrate de que la comida y el heno se almacenen de manera segura lejos de ratones y ratas que pueden refugiarse en tus cobertizos durante el invierno, ya que pueden transmitir problemas de salud. También asegúrate de retirar los alimentos viejos y de que se limpien las humedades diariamente para evitar problemas de salud.

Si las cobayas están en el exterior asegúrate de que la comida y el heno se almacenen de manera segura lejos de ratones y ratas que pueden refugiarse en tus cobertizos durante el invierno, ya que pueden transmitir problemas de salud. También asegúrate de retirar los alimentos viejos y de que se limpien las humedades diariamente para evitar problemas de salud.

Buenas verduras para los meses de invierno

Una alimentación seca de buena calidad es muy importante. Evite los estilos de muesli que contengan elementos azucarados o colores; lo mejor es una alimentación de pellets de buena calidad, un puñado por cobaya por día es suficiente.  La comida fresca también es muy importante, deben comer una mezcla diaria. Verduras como la col (roja y verde), el maíz en la mazorca (hojas incluidas), el plátano (piel incluida), las coles de Bruselas y el brócoli son excelentes alimentos para el invierno. También considera plantas de jardín seguras; Las rosas (hojas y pétalos), las hojas de zarza, las podas de manzana, las hojas de caña de frambuesa e incluso las ortigas picantes están muy buenas y se pueden secar y dar como golosinas durante todo el invierno.

Una dieta natural y saludable como la anterior, la puedes complementar con vitaminas en gotas o granuladas, los bloques de minerales y los snacks nutricionales.

Traer la naturaleza al interior

Durante el clima realmente frío, húmedo o con nieve, tus cobayas no podrán salir a corretear en el prado. Si este es el caso, llévales el aire libre… adentro de casa! Cultiva en macetas hierbas como la menta y el tomillo, las hojas de fresa o las bandejas de hierba para mantenerlos sanos y felices.

¿Cuenco de agua o botella de agua?

Las cobayas a menudo prefieren beber de un recipiente de agua en lugar de un bebedero tipo botella. Si usas un tazón, colócalo de manera segura encima de una almohadilla o alfombrilla gruesa para evitar que el agua se congele durante el invierno. Asegúrate de revisar el agua antes de irte a la cama y temprano por la mañana para evitar que tus cobayas se queden sin agua si esta se congela, y también en caso de que la botella o el tazón se hayan filtrado o se haya derramado, lo que resultará en un lecho o cama húmeda y congelada para tus cobayas.

imagen avatar

Apasionado por los animales, soy profesional en la venta y la asesoría en lo referente a mascotas, su alimentación y cuidados en general.

Posts Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest